HISTORIA DE LA ESCUELA SUPERIOR MILITAR DE AVIACIÓN “COSME RENNELLA BARBATTO”

El 27 de octubre de 1920 el Dr. José Luis Tamayo, Presidente Constitucional de la República del Ecuador, consiguió que el Congreso Nacional emita el histórico decreto por medio del cual se crean dos Escuelas de Aviación (Guayaquil y Quito), lo que constituyó, la piedra base sobre la que se levantaría la aviación militar en el Ecuador.

Elia Liut a su arribo a Guayaquil, consiguió la donación de los aviones necesarios para la instrucción: Un S.A.M.L.S.2, comprado en Italia por la colonia siria de Guayaquil; un Ansaldo S.V.A.10, donado por la colonia italiana; un hidroplano Macchi M.18, lo más moderno en su tiempo, por la colonia china; un Aviatik B.I, comprado en Italia por los universitarios de Guayaquil y un SALMSON 2.

T41 Mescalero

Los empresarios azucareros de la costa cedieron terrenos y material de construcción para un hangar y así se estableció, en la ribereña población de Eloy Alfaro, Durán, frente a Guayaquil, el primer campo de aviación ecuatoriano, realizándose el domingo 12 de julio de 1921, la inauguración del Aeródromo y la Escuela de Aviación “EL CÓNDOR”. Entre tanto la colonia sirio-libanesa de Quito, realizó una serie de eventos con el fin de recolectar fondos para adquirir un avión, que fue bautizado como LA SYRIE, llegando a la capital a fines de febrero de 1923, y siendo llevado al campo de Iñaquito. El 31 de diciembre de 1929 en Guayaquil, la Superioridad Militar ordenó la apertura del nuevo curso de aeronáutica en la ciudad de Latacunga, aduciendo que poseía un clima ideal para la aviación, comparado con la humedad y continuas lluvias de la costa, hasta que un 29 de enero de 1934 un incendio arrasó con las instalaciones del aeródromo de Latacunga, por lo que todo el personal de vuelo, con un par de nuevos aviones operativos, pasaron a la ciudad de Quito.

En 1935, el presidente electo El Dr. José María Velasco Ibarra, se propuso firmemente el atender y solucionar los problemas de nuestra incipiente arma aérea, suscribiendo un contrato para comprar ocho aviones Curtiss-Wright CW-16E Trainer. A continuación inició nuevos contactos con los Estados Unidos de América para la contratación de instructores de vuelo experimentados y ordenó el reacondicionamiento del aeródromo “Simón Bolívar”, de Guayaquil, donde se construyeron instalaciones para hangares de mantenimiento, edificaciones para administración, villas para alojamiento para la Escuela de Aviación Militar. Es así como por Decreto Ejecutivo N° 692, del 3 de julio de 1935, se creó la Escuela Militar de Aviación en la ciudad de Guayaquil, en el Aeropuerto “Simón Bolívar”, y se nombró como su Director al Mayor Luis A. Mantilla y Subdirector al Mayor Jacinto A. Vélez.

Al estallar la Segunda Guerra Mundial, los Estados Unidos de América ampliaron su política hacía los países latinoamericanos, y en nuestro país se acordó establecer una base en Salinas, península de Santa Elena, la misma que sería compartida por ambas naciones.

El entonces Jefe de la Inspectoría de Aviación, Mayor Bayardo Tobar solicitó a la Misión Norteamericana, la dotación urgente de aviones de entrenamiento para la Escuela de Aviación de Salinas. A principios de marzo de 1942, llegaron tres Ryan PT-22, seis Curtiss-Wright CW-22 Falcon,seis Fairchild PT-19A Cornell y tres North American AT-6A Texan.

La Syrie

En octubre de 1959, se adquirió cuatro aviones de entrenamiento avanzado Beechcraft T-34A Mentor, y para el mes de abril de 1965, la Escuela Militar de Aviación de Salinas recibió ocho avionetas Cessna 172/T-41A Mescalero, para el entrenamiento de la XX Promoción de Cadetes. Doce unidades más serían recibidas por este mismo instituto en 1970.

El 15 de octubre de 1971, se expide el Decreto Supremo N° 1537, y es publicado en el Registro Oficial N°. 335, el 21 de octubre de 1971.

Por medio de este documento, se autorizaba a impartir educación académica superior en dicho Instituto, conocido desde 1942 como Escuela Militar de Aviación con el nombre de “Cosme Rennella Barbatto”, en honor al máximo pionero de la Aviación Militar Ecuatoriana.

Para el año de 1974, la FAE adquirió 24 avionetas Cessna Aerobat 150L, para el entrenamiento primario de los Cadetes de la Escuela, y el 08 de diciembre de 1977, son adquiridos 18 aviones Beechcraft T-34C Turbo Mentor, material que fue utilizado por los Cadetes de la XXVIII Promoción para su entrenamiento avanzado.

Es así como el nido del Cóndor, cuna de valores, continua su misión de formar íntegramente a los futuros líderes de la Fuerza Aérea Ecuatoriana, contribuyendo así al progreso y desarrollo de la sociedad Peninsular y del País.